Los diamantes de la arquitectura española del siglo XXI

Nuestros antepasados dejaron un legado arquitectónico de gran valor en nuestro país, desde la Sagrada Familia hasta la Plaza de España de Sevilla, pasando por la Catedral de Burgos, nuestras ciudades cuentan con verdaderas obras de arte de la arquitectura.

Aunque es complicado estar a la altura de estas genialidades, en la actualidad los profesionales españoles se esfuerzan para seguir los pasos de sus predecesores.

Aquí te dejamos una selección de los mejores edificios del siglo XXI creados por algún arquitecto español, ¿los conocerás todos?

Auditorio Adán Martín (Tenerife, 2003)

Su diseño moderno lo ha convertido en una de las atracciones turísticas más reclamadas de canarias por su fuerte impacto escultórico que puede contemplarse en un paraje natural rodeado de mar y la cordillera de montañas que forma el antiguo macizo de Anaga.

El pabellón está formado por plataformas de las que nace el gran volumen curvo de la sala sinfónica, envuelto por el elemento más llamativo del edificio el ala volada suspendida a unos 50 metros de altura.

MUSAC (León, 2005)

El museo de arte contemporáneo de castilla y león pretendía ser un museo del siglo XXI, para ello se apoyó en un interior diáfano y versátil y en los más de 3.000 vidrios coloreados con 37 tonos diferentes, inspirados en la vidriera del halconero, una de las más antiguas de la catedral de león. Juntos forman el mosaico de su fachada.

El MUSAC fue galardonado en 2007 con el premio Mies van der Rohe de arquitectura contemporánea de la Unión Europea.

Palacio de Congresos de Aragón (Zaragoza, 2008)

Las exposiciones universales suelen marcar la arquitectura de las ciudades que las acogen, en este caso, la de 2008 en Zaragoza fue el motivo de la construcción de este edificio de gran envergadura, con 22 285 m² de superficie construida y una altura máxima de 34 m.

Creado para dar una gran relevancia a la luz natural una cubierta sinuosa con lucernarios permiten el paso de los rayos solares para iluminar vestíbulos y salas comunes, las paredes traslúcidas de las fachadas alternan frentes acristalados y celosías metálicas.

Torre PWC (Madrid, 2008)

Algo que generalmente asociamos con la arquitectura contemporánea de las grandes ciudades son los rascacielos, en la capital, no faltan torres de gran altura y una de ellas es la torre PWC.

Se trata del tercer rascacielos más alto de España y el séptimo de la unión europea, merced a sus 236 metros, su planta es aproximadamente la de un triángulo equilátero con esquinas arqueadas y las ventanas tienen una disposición peculiar que ofrece una resistencia mínima al viento, los cerrajeros especializados tiemblan cuando le deben hacer mantenimiento a las cerraduras de las ventanas.

Museo Medina Azahara (Córdoba, 2009)

Se trata de un edificio de tres plantas dos de ellas subterráneas con más de 7.300 metros cuadrados situado junto al yacimiento de Medina Azahara, que alberga 163 piezas arqueológicas.

En 2010 fue reconocido con el premio aga khan de arquitectura, de prestigio internacional que condecora proyectos arquitectónicos del mundo musulmán.

Bilbao Arena (Bilbao, 2010)

Este impresionante estadio, sede del Bilbao Basket es un claro ejemplo de ello, fue diseñado como un árbol con pilares arborescentes que sujetan la estructura, la fachada la conforman hojas de acero lacadas en varios colores.